jueves, 9 de agosto de 2007

Мастер и Маргарита (Master i Margarita // El Maestro y Margarita)

de Mijaíl Bulgákov

Satanás llega a Moscú…

Libro delirante, como un aquelarre en la Noche de Walpurgis; esperanzador como la idea de la redención de una noche de Viernes Santo. Crítica social a la Rusia de la época, y aún así, crítica a la sociedad actual con sus apariencias y sus falsos virtuosismos producto del dinero o el poder de más (vanos y pasajeros). Se inserta la lucha del bien y el mal, desde una perspectiva interesantísima, donde pone al demonio como un ser maligno, pero al mismo tiempo que cumple sus promesas; al menos con personas que merecen mantener un compromiso: personas desinteresadas que no buscan el provecho propio, en esencia, sino el bien de otro a través de amor. Pero no del amor hollywoodizado y romántico-cursi, sino más sensual, más sexual: carne y sentimiento. De hecho esta arista de la historia me gustó más que la crítica –magistralmente lograda-: la esperanza de redención aún cuando se haga un pacto con el mismo Diablo. Una ingerencia divina poca pero determinante y la idea de que el diablo existe, es cierto, pero su poder inmenso que sirve para burlar (lo llaman el Príncipe de las Mentiras) no es imposible de vencer.

“-La tradición –prosiguió Koróviev- es que la dama de la fiesta tiene que llamarse Margarita…

La Margarita de Bulgákov es arrobadora, su fuerza, ese amor tan fuerte que siente y por el que llega incluso a las puertas del infierno. Es un personaje activo que actúa por su deseo y su amor; no es pasiva receptora del mal que casi la logra destruir como lo fue la Margarita de Goethe. Un interesante acercamiento del papel femenino, será por la coyuntura social de la Rusia soviética de los 30’s (fecha en que se escribe el primer borrador de la novela): mujeres que trabajaban como secretarias, como conductores de tranvías, como escritoras reconocidas, que están dispuestas a abandonar a un esposo bueno, rico y que no aman, algo impensable en el occidente de la época.


“-Bien, sin rodeos –exclamó Koróviev- ¿No se negará a desempeñar este papel?

-No me negaré –respondió Margarita con firmeza.”


- - -


“...Iván concentró su atención en el gato; el extraño animal se había acercado al estribo del tranvía ‘ A’ que estaba en la parada, había empujado con insolencia a una mujer que dio un grito, agarrándose a la barandilla e incluso tratando de pagarle a la cobradora con una moneda de diez kopeks a través de la ventanilla abierta por el calor.”

Koróviev, Popota (o Hipopótamo o Behemoth), Asaselo (que remite a Azazel) y Guela son los miembros más activos de la corte de Voland (Satanás). Los dos primeros son los más graciosos y los más desenfadados, sobre todo Hipopótamo que es un gato negro gigantesco que habla, toma alcohol y siempre trata de hacerse notar. Son los que realmente “se roban el espectáculo” con su comicidad y su ironía. En tanto que Asaselo hace las veces de sicario refunfuñón y Guela de ayudante silenciosa para asuntos, digamos, menores. Después aparece también una quinta entidad de la corte: Abadonna (que hace pensar en Abadón) cuya mirada produce la muerte.

- - -


Valand, uno de los nombres comunes del diablo en lengua alemana. En las notas del manuscrito de la novela El maestro y Margarita aparecen varios nombres propios del diablo, tales como Mefistófeles, Asmodeo, Lucifer, etc. Parece ser que Bulgákov eligió el de Valand (Voland) para evitar posibles asociaciones literarias (N. de la T.)

Un Diablo muy tranquilo y práctico, que mira con curiosidad y deleite el que en Rusia no se crea en Dios, pero que al mismo tiempo le sorprende enormemente que no crean en él. Trata de convencer a los infortunados literatos de Berlioz y de Iván Desamparado (o ‘Sin casa’) y que cumple su palabra. Una oposición interesante al Mefistófeles de Goethe, siempre tentando a la acción a Fausto, prometiéndole regalos trucados con consecuencias desagradables; este papel lo asumen los cuatro primeros miembros de su corte, en especial el gato y Koroviév.

Podría seguir descubriendo a otros personajes, a Joshuá Ga-Nozri (Jesús de Nazareth), a Leví Mateo, al “quinto procurador de Judea, el cruel jinete Poncio Pilatos”, pero no quiero seguirles descubriendo la trama. Mejor, entérense ustedes mismos. Muy recomendado.


Bi
bliografía

Bulgákov, M. (1999) El Maestro y Margarita. Alianza Editorial, S.A. Madrid.

8 comentarios:

  1. ¿Sabés donde lo puedo conseguir?

    ResponderEliminar
  2. qué fuerte Adrián... vieras que no me acordaba para nada de haber leído este libro hasta ahora. Y no recuerdo dónde, ni si lo tengo... es buenísimo y se me había borrado del mapa.

    ResponderEliminar
  3. No sabría decirle, Dinia, yo se lo pedí prestado a mi proveedor personal de literatura y música... alias mi tío.

    Es genial, Furia, ojalá podás encontrarlo y pegarle una releída.

    ResponderEliminar
  4. uy si, qué fuerte y qué ganas de poder conseguirlo!!

    ideas que nos de tu tío de donde hacerlo?

    ResponderEliminar
  5. Me gusta el blog, tu descripción personal y adoro a Audrey. Saludos!

    ResponderEliminar
  6. sí... ya lo recordé todo mae... yo estaba enferma en Barcelona y no podía salir de la casa por la fiebre... el libro lo recordaba como parte de mi alucinación. Es un éxito. Y creo que está en Nueva Década.

    ResponderEliminar
  7. Tanto tiempo espero que estes bien te dejo un beso

    ResponderEliminar
  8. Me ha gustado mucho leer tu opinión sobre El maestro y Margarita. Nos encantaría poder contar con tus comentarios en el Club de lectura acerca de este libro y también que nos recomendases otra obra para futuras lecturas.

    ResponderEliminar